Por favor ingresa tu fecha de nacimiento

Loading

Tribu saqueadora

Para la tribu saqueadora, las batallas son solo el preludio de la verdadera acción: festines y saqueos. Esta tribu saquea todo lo que conquista y solo dejan atrás huesos y astillas. Otras tribus de orcos consideran que ellos son más avariciosos que temibles, aunque envidian las riquezas que los saqueadores han obtenido por robarse la de otros.

"¡Bienvenidos a esta fortaleza! ¡Sus cuerpos cubrirán toda la entrada; sus tesoros llenarán sus salas! ¡Y nosotros brindaremos por el terrible poder del Señor Obscuro con grog endulzado con sangre!"

— Snagog el Dorado

Tribu aterradora

La tribu aterradora está obsesionada con el dolor. Lo infligen y a veces lo reciben. Unos maestros de la tortura, sus miembros causan temor a las otras tribus de orcos, quienes saben que ser capturados por la tribu aterradora significa tener un destino peor que la muerte. Todos los orcos en Mordor son capaces de disfrutar del dolor de otros, pero la tribu aterradora eleva esto a un nuevo nivel y lo convierte en un arte sangriento mezclado con gritos y gemidos.

"¡Nosotros somos los que doblegamos a los enemigos de Sauron! ¡Nosotros somos los que los hacen gritar, llorar y suplicar! ¡Nosotros somos los que les enseñarán que hasta hoy no conocían el dolor!"

— Ishghra el Devoto

Tribu mística

Mordor es un lugar de magia obscura y la tribu mística conoce rituales y encantamientos que se remontan a miles de años, ritos de sangre y muerte que otorgan poder y dolor por igual. Aunque los guerreros de la tribu mística son tan hábiles como los orcos de otras tribus, todo Mordor teme a las maldiciones y hechizos que ellos pueden invocar. Al luchar contra la tribu mística, es necesario derrotarlos antes de que tengan oportunidad de invocar la magia del Señor Obscuro. Además, se rumorea que tienen conexión con seres malignos mucho más antiguos que les brindan ayuda.

"¡Estuve leyendo las señales, interpretando los presagios! ¡Pero ahora dejo todo a un lado para poder derramar sangre, cortar extremidades y desgarrar piel!"

— Tûmug el Hechicero

Tribu mecánica

La tribu mecánica cree que Mordor está en la cúspide de una nueva era, una de industria y mecanización. gracias a las minas de Tamon Angren, sus herreros y forjas crean la mayoría del arsenal de guerra del Señor Obscuro y las nubes obscuras en el cielo son una señal de que las fábricas de la tribu mecánica están cerca. Esta tribu también tiene estrategias especiales para la guerra: sus soldados se mueven al unísono. Cada miembro de la tribu mecánica se considera un engranaje de una construcción mucho mayor, una que algún día abarcará todo Mordor

"¡Nuestras forjas fabrican las lanzas, las hachas y las puntas de flecha del Señor Obscuro! ¡Y con ellas devastaremos a sus enemigos!"

— Kugáluga el Quiebrahuesos

Tribu obscura

La tribu obscura favorece el sigilo y el subterfugio como sus medios preferidos al dominar a Mordor en nombre del Señor Obscuro, por quien tienen un ferviente fanatismo. Asiduos a las emboscadas, puñaladas por la espalda y artimañas en el campo de batalla, ejercen el poder más allá de lo que sus números sugerirían. Otras tribus prefieren no tratar con la tribu obscura si es posible porque creen que la traición es inevitable. Pero cuando un caudillo molesto no puede ser eliminado por otros medios, un mensaje a la tribu obscura suele ser suficiente para hacer el trabajo.

"No deben temer a la obscuridad, hermanos. ¡Pero lo que temerán es lo que hay dentro de ella esperándolos!"

— Lûgdash el Devorador

Tribu belicista

Incluso entre los orcos de Mordor, la tribu belicista reverencia a la guerra en otro nivel. Para un orco belicista, cada momento que no pasa en la batalla es un desperdicio de tiempo. Marchar a la guerra y proteger fortalezas son tareas que aceptan con reticencia, ya que prefieren dejarlas para otros orcos. Los más grandes caudillos entre ellos son quienes han dejado un rastro sangriento a lo largo de Mordor, masacrando todo a su paso. Las otras tribus ven a los belicistas como brutalmente directos, pero no son menos temidos por eso

"¡En el nombre del Señor Obscuro, dominamos la guerra! ¡La buscamos, la disfrutamos! ¡Honraremos el nombre de Sauron con cada escudo destrozado y cada cabeza decapitada!"

— Goroth el Desertor

Tribu salvaje

Mordor tiene habitantes más temibles que los orcos, y la tribu salvaje toma esas bestias como inspiración para sus actos de salvajismo. Viven entre bestias como caragors y graugs cuando pueden, y adornan su ropa y armadura con fetiches y trofeos de las presas que han cazado. Por supuesto, la reverencia de la tribu salvaje por las bestias de Mordor se extiende más allá de la ropa. Gruñen, bufan y desgarran la carne de sus enemigos en batalla con una ferocidad que solo puede igualar un caragor.

"¡Sauron se complace al ver a las bestias de Mordor alimentarse de tu despreciable cadáver!"

— Ûshbaka de la tribu salvaje

Tribu carnicera

Los orcos de la tribu carnicera son los más sanguinarios de todos. Su sed de sangre va más allá de un interés en la guerra, la conquista o aun la tortura. Están obsesionados con las vísceras, la sangre y las tripas, con salpicarse de sangre sus rostros eufóricos. Para los orcos de la tribu carnicera la matanza es caótica y normalmente antecede a más actos de canibalismo y brutalidad. A ellos no les importa en absoluto su apariencia y frecuentemente se les ve usando harapos o pieles sin curtir, todavía escurriendo sangre. Los orcos carniceros normalmente toman de sus enemigos pequeños trofeos, como dedos, manos y pies, si es que no se los han comido. De igual manera, sus fuertes están cubiertos con las pieles de sus víctimas para recordarles la emoción de la batalla y el placer del festín que le sigue. Estos orcos se deleitan con su reputación de sanguinarios, pero la sed de sangre de la tribu carnicera puede revolverle el estómago hasta al uruk más duro.

"¡Ganchos y bastidores! ¡Canaletas y rejillas de sangre! ¡Cuchillos de carnicero y dientes de sierra! Imagínenlo, gusanos, ¡porque ahí será el lugar donde descansarán sus restos!"

— Gubu el Comelotodo

Tribu criminal

La tribu criminal alberga a los miembros más rebeldes de la población orca. Muestran gran desprecio por aquéllos que quieren gobernarlos, ya sean invasores extranjeros o Señores de Mordor (Obscuros o de la Luz). Son profundamente orgullosos y se consideran a sí mismos una raza superior. La tribu criminal ve a Mordor como una tierra soberana que le pertenece a los orcos solamente, aunque sus aspiraciones se extienden más allá de Mordor y ansían llevar la guerra a otras partes de la Tierra Media. Los otros orcos los ven como una tribu rebelde, desorganizada y peligrosa que igualmente podría atacar ejércitos invasores o volverse en contra de Sauron y reclamar a Mordor. Ellos adornan sus fuertes con su insignia de puño sangriento y aprovechan toda oportunidad para reafirmar su mensaje de resistencia ante otras razas y orcos inferiores.

"Durante mucho tiempo, los reinos beligerantes de los hombres han amenazado a los orcos. Para ellos no somos más que hordas sin propósito, bichos rastreros, y ellos ansían nuestra sangre, nuestras tierras. Pero vendrá nuestra revancha, hermanos, nos levantaremos"

— Ratak el Orgulloso

Cookie Settings